marzo 19, 2011

INTERIOR



Interior

A menudo converso con mis sueños.
Los invito a salirse de la noche
y se sientan, con trajes neblinosos,
junto a mi mesa sucia de papeles.
Y les pregunto sobre su sintaxis
porque se ofenden si hablo de semántica.

Hoy he recuperado de sus manos
un fragmento de ti tan exquisito
como una noche de junio en Gil de Biedma,
un otoño de Keats o aquel sabor a polo de naranja
de las viejas mañanas de domingo.

AURORA LUQUE

2 comentarios :

Mos dijo...

Precioso poema, Ada. Tiene algo que gusta.
Un abrazo de Mos desde mi orilla.

Tesa dijo...

Es tan visual y mágico.

Me imagino a los sueños sentados con sus trajes neblinosos escuchando a la poeta...

Tengo que saber más de esta poeta y también averiguar cómo son esas noches de junio "en Gil de Biedma" otro poeta muy interesante.

Gracias por mantener mi apetito poético. Muchos besos, Ada.